E-Comunidad

Quédate en casa no es responsabilidad de las empresas


Sin duda lo más importante es la salud y la vida de los mexicanos.

La Ley Federal del Trabajo es muy clara que ante una contingencia sanitaria no hay responsabilidad para los patrones ni para los trabajadores por el hecho de una suspensión colectiva temporal como lo ordena la propia Ley; sin embargo, el patrón en este caso está obligado a pagar al trabajador una indemnización por hasta un mes en caso de una suspensión de esta naturaleza. Y aquí me pregunto ¿Y el Estado no tiene responsabilidad u obligación?

Aunque es un gran tema hay discusiones porque el Gobierno Federal no decretó la contingencia sanitaria y declara la emergencia sanitaria con suspensión temporal de labores para sacarle la vuelta sin duda y obligar con ello a los patrones, empresarios o comerciantes a que paguen al trabajador el 100% de su salario y no el equivalente al salario mínimo general y ello no es que esté mal, pero la discusión es de carácter legal, la cual la dejamos para otra entrega. Sin embargo, ¿Por qué toda la carga es para el patrón o los trabajadores en su caso?

Es claro que no todas las empresas o comercios pueden aguantar este peso de pagar un mes la nómina sin que la empresa tenga ingreso alguno. Y es dónde nos preguntamos ¿Y el Gobierno qué aporta? ¿En qué se sacrifica? Hasta el momento no hemos visto que aporten algo ni que haya un sacrificio de parte del Estado Mexicano. De acuerdo con la Constitución General de la República es el Estado Mexicano quien tiene la obligación de velar por la salud de los ciudadanos; ahora la contingencia sanitaria no sólo va a durar un mes y pregunto ¿Se va a pretender que las empresas, comercios o patrones en general sigan pagando el 100% de los salarios sin producir y sin ingresos? Si truenan empresas, comercios o fuentes de empleo, definitivamente los más afectados son los trabajadores que se quedan sin una fuente de ingreso.

Otros países han implementado, para evitar el colapso económico y salvar las fuentes de empleo, medidas de mitigación como son estímulos fiscales, créditos tasa 0, diferimiento de pagos de impuestos, apoyo directo a los trabajadores, etcétera; y aquí salvo raros casos como los gobiernos de algunos estados que han disminuido la tasa sobre el impuesto del trabajo y otros estímulos de los gobiernos locales, a nivel Federal no se ha visto nada. Y es cierto que en los próximos días el presidente de la república Andrés Manuel López Obrador habrá de implementar un plan para el apoyo de empresas y ciudadanos.

No entré al análisis de si debe decretarse la contingencia sanitaria en lugar de la emergencia sanitaria, porque no es momento de discusiones, es momento de aportar, de ser solidarios y de buscar la unidad nacional.

Repito, es momento de que entre todos podamos enfrentar tanto la cuestión sanitaria y de salud pero también aportar, sacrificar algo para enfrentar el problema económico que no sabemos sus dimensiones aún, tengo la esperanza de que con esta pandemia resurja un mejor México, una mejor sociedad y mejores ciudadanos, ¡ah! pero también un mejor Estado Mexicano.

Gracias por su atención.

El autor es titular del despacho www.garciamoralesyasociados.com fue delegado de Gobernación en Sonora, exdiputado local y exsecretario de seguridad.

También en E-Comunidad

Ver Más Noticias »

Por si todavía no lo leíste

Sucríbete a nuestro newsletter y recíbelo vía Whatsapp 662 126 2721