policias 14082018ej 15NAUCALPAN, MEX.- Dos escoltas del alcalde panista Víctor Gálvez Astorga, fueron separados de su cargo, luego de que en presunto estado de ebriedad, protagonizaron un pleito y balacera con policías municipales, informaron este martes voceros del ayuntamiento de Naucalpan, Estado de México.

El sábado por la noche, dos escoltas del presidente municipal, presuntamente increparon a policías que estaban de guardia en la montada en "Las Caballerizas", donde uno de los guardias del alcalde alardeaba de "¡Yo mando al comisario!", para amedrentar a los guardias municipales, hecho que fueron captados en un video oscuro donde sólo se observan siluetas.

Tras el altercado y amenazas verbales, se desató una balacera entre los escoltas y policías municipales, donde uno de los guardias del alcalde resultó lesionado de bala en un pie y otro policía quedó policontundido. Tras los hechos, uno de los escoltas y un policía fueron remitidos al Ministerio Público, confirmaron autoridades de la Fiscalía General de Justicia del Estado de México.

El fin de semana, autoridades municipales se abstuvieron de emitir información o postura sobre la balacera y presuntos actos de prepotencia y amenazas de los escoltas del alcalde.

La noche de este martes la dirección de comunicación social de Naucalpan, notificó sobre la separación de sus cargos de dos escoltas que participaron en la balacera.

El alcalde Víctor Gálvez Astorga decidió remover a sus escoltas "pues no va a tolerar actos de indisciplina o escándalo alguno", aseguró.

Los escándalos protagonizados por escoltas no son nuevos en Naucalpan. Los guardaespaldas de los tres últimos alcaldes, incluido el panista Edgar Olvera y los priistas David Sánchez Guevara y Azucena Olivares, fueron señalados por hechos "más fuertes y nunca se tomaron cartas en el asunto", afirmó la oficina de comunicación social.

El Universal / DHVR 14/08/18/EJ