japon misil corea norteTOKIO, JAP.- Japón demandará a la comunidad internacional una mayor presión sobre Corea del Norte para que abandone su programa nuclear y de misiles, indicó el primer ministro japonés Shinzo Abre, tras emitir una fuerte protesta ante Corea del Norte por el lanzamiento de misiles.

Abe dijo a un comité del parlamento japonés que el lanzamiento de cuatro misiles realizado esta mañana por Norcorea hacia el Mar Oriental de Japón es "absolutamente intolerable".

Japón "continuará en cercana coordinación con Estados Unidos, Corea del Sur y otros países para urgir firmemente a Corea del Norte a ejercer una contención", manifestó el gobernante.

Añadió que el lanzamiento de los misiles norcoreanos, tres de los cuales impactaron en una zona económica exclusiva de Japón, "prueba claramente que Corea del Norte ha alcanzado una nueva dimensión de amenaza" y es "una grave provocación" para la seguridad japonesa.

Los proyectiles cayeron a unas 200 millas náuticas (270 kilómetros) de la costa japonesa, precisó la agencia japonesa de noticias Kyodo.

En menos de un mes

Este lanzamiento se registra menos de un mes después de que Corea del Norte lanzara un misil a mediados de febrero, cuando Abe se encontraba en Estados Unidos para su primera cumbre con el presidente Donald Trump.

Japón ha permanecido en alerta sobre los avances de Corea del Norte en su programa de desarrollo nuclear y de misiles balísticos, ante la realización de dos pruebas nucleares y el ensayo de 20 misiles balísticos el año pasado.

"Japón está cabildeando ante el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas para emitir un fuerte mensaje", dijo por su parte el canciller Fumio Kishida a reporteros.
"Japón demandará a China y otros países vinculados (con Pyongyang) para que acaten absolutamente las resoluciones del Consejo de Seguridad" que prohíben a Corea del Norte los lanzamientos de misiles balísticos y otras pruebas nucleares, planteó.

Luego de las pruebas, el titular de Asuntos para Asia y Oceanía de la cancillería japonesa, Kenji Kanasugi, y Joseph Yun, representante especial surcoreano para la política hacia Corea del Norte, confirmaron a Kyodo que trabajarán de cerca y de manera bilateral, para impedir "nuevas provocaciones" de Corea del Norte.

El ministro de Defensa, Tomomi Inada, dijo este lunes a reporteros que los lanzamientos podrían ser una protesta de Corea del Norte en contra de las maniobras militares conjuntas de Estados Unidos y Corea del Sur.

NTX/I/RCJ/SBR