AMLOSalud

ACANCEH, YUC.- El presidente Andrés Manuel López Obrador advirtió que su gobierno no se permitirá comercializar ni hacer negocio con la salud de los mexicanos.

Al terminar su recorrido número 57 en el hospital rural del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Acanceh, el mandatario recordó que el gobierno de Enrique Peña Nieto dejó en todo el país más de 300 centros de salud, hospitales o unidades médicas sin terminar.

Agregó que hay empresas en Yucatán que quieren lucrar con esa situación.

“Esto que hicieron en Ticul de dejar ese hospital. Decirle a esos empresarios que tienen la demanda que es mejor que nos arreglemos porque están abusando, están queriendo cobrar 150 millones de pesos nada más por supuesto incumplimiento del gobierno de Yucatán”.
“Hay que llegar a un arreglo porque así como está este hospital de Ticul tiene esta misma empresa dos hospitales más, porque eran también empresas muy consentidas por los gobiernos anteriores y eso ya se terminó”, dijo.

Acompañado de integrantes de su gabinete de Salud, destacó que la información que se da en los hospitales es para prevenir embarazos adolescentes, fomentar la paz, evitar adicciones e incentivar a que se tengan mejores hábitos alimenticios parano tomar agua puerca”.

La directora del Hospital Rural Acanceh, Mónica Portilla, señaló que se requiere de manera prioritaria contar con material quirúrgico, la remodelación del área de rayos X, la sustitución de lavadoras y refrigeradores, actualizar equipos de cómputo y la construcción de la barda perimetral, y cubrir la plaza de pediatría.

Abasto de gas en el Sureste

El Presidente afirmó que se garantizará el abasto de gas en el Sureste del país.

Explicó que 46% de la energía eléctrica se compra a empresas extranjeras, y la Comisión Federal de Electricidad (CFE) sólo produce el 54%.

“Tenemos todavía las presas para generar la energía eléctrica, aprovecho aquí para decirle a toda la población de Yucatán, en la península que incluye Campeche y que incluye Quintana Roo que ya resolvimos el problema de los gasoductos, y se tiene ya el contrato de la compra de gas de Texas a México”, expuso.

EXP/UNI/EV/SEP/2019