Hermosillo

Muere abuelito Guardián Ricardo Molina por complicaciones, esto es lo que se sabe


Foto: Cortesía

HERMOSILLO, SON.- La vida y la muerte están separadas por una delgada línea, pero cuando el fin del ciclo vital llega a una persona, debe ser el inicio de la vida eterna. Tal es el caso de Ricardo Molina Figueroa, quien trabajó por más de 10 años como abuelo guardián, en el programa de la agrupación Abuelos Trabajando por Sonora IAP.

A la edad de 76 años, el también conocido como el ‘abuelo’ o ‘tata’, falleció la noche de este 23 de noviembre, al no resistir las complicaciones que tuvo después de una cirugía de obstrucción uretral.

Virgilio Arteaga, presidente de Abuelos Trabajando, lamentó la pérdida de Ricardito, quien fue miembro activo del Instituto y participante ejemplar del programa Abuelo Guardián Escolar de la Escuela Rafael Santacruz Reyes.

“Falleció en su casa, tuvo complicaciones y no resistió, pero él siempre estuvo orgulloso de formar parte de Abuelo Guardián, siempre tan dispuesto y querido por todos”, dijo.

Orgulloso de portar su llamativo chaleco color verde que anunciaba con letras grandes ‘seguridad’, es como Ricardo se levantaba cada mañana para cuidar el orden de los pequeños estudiantes en la hora de entrada, así como la circulación vial.

Mismo que usó días antes de su muerte, pues a pesar de la cancelación de las clases escolares, el hombre rondaba el perímetro de la escuela para reportar cualquier anormalidad.

Su historia

A principios de año, Expreso se entrevistó con el abuelito y nos comentó que a pesar de haber tenido otros empleos en su vida, el ser guardia de seguridad de la primaria ubicada en la colonia Pueblitos fue uno de los mejores.

Lugar que adoptó como su segundo hogar, en el que a miles de niños de diferentes generaciones los consideró como sus nietos.

“A nosotros nos dan trabajo y nos dan vida; disfruto el estar en escuelas porque los niños y los maestros nos dan nuestro lugar, nos hacen sentir importantes”,

“Cuando me encuentro a niños en la calle -que ahora están más grandes-, me reconocen y saludan; la verdad eso es muy bonito; yo los aconsejo y juego con ellos”, expresó en vida.

Sin duda, el abuelo guardián, originario de Morelia que llegó a Sonora en 1979, será recordado por todos los que lo conocieron, por ser una persona positiva, alegre y trabajadora.

De parte de todo el Instituto de Abuelos Trabajando por Sonora IAP, expresamos nuestras más sentidas condolencias por el…

Publicado por ABUELOS TRABAJANDO POR SONORA IAP en Martes, 24 de noviembre de 2020

 

También en Hermosillo

Ver Más Noticias »

Por si todavía no lo leíste

Sucríbete a nuestro newsletter y recíbelo vía Whatsapp 662 126 2721