Hermosillo

Inseguridad altera a la Miguel Hidalgo


HERMOSILLO, SON.- La inseguridad es el principal problema que enfrentan los habitantes de la colonia Miguel Hidalgo, donde se han registrado incontables hechos delictivos.

Ante esta situación, los residentes del lugar tienen que vivir con el miedo de que en cualquier momento pueden ser víctimas de una bala perdida.

Además, tienen que convivir con drogadictos que no les importa inyectarse frente a menores de edad a quienes sus padres casi no dejan salir, porque no quieren que vean esos “espectáculos” o sean “enganchados” por alguno de los delincuentes que viven en la zona.

Una vecina de la colonia, quien no quiso proporcionar su nombre, dijo estar cansada de toda esta problemática que se da con las drogas “Realmente es muy cansado porque uno vive con ‘el Jesús en la boca’; nuestros hijos no pueden salir a la calle porque pues uno no quiere que les pase nada malo.

“A ellos (drogadictos) no les importa si están los niños y se inyectan o andan fumando quién sabe cuánta cochinada y pues uno quiere que sus hijos no anden viendo esas cosas”, sostuvo.

Varias denuncias

Manifestó que a estas personas las han denunciado infinidad de veces, pero pasan unos días y están de vuelta, entonces, pues dejan de hacerlo porque se exponen a echarles la Policía y que ellos tomen represalias.

De plano lo que hace uno, es que ya sabes por dónde andan, pues le sacas la vuelta; la verdad no queda de otra”, apuntó.

Ubicada en el norte de la ciudad, cerca del bulevar Progreso, los vecinos de la Miguel Hidalgo conviven con otra problemática, desde hace años: las calles sin pavimentar.

Laura Vázquez señaló que incontables veces han reportado a las autoridades lo que pasa y hace tiempo renació esperanza ya que les dijeron que sí les iban a pavimentar, pero tenían que pagar una cantidad.

La verdad uno apenas sale con la comida, somos gente que no nos sobra el dinero, que vivimos al día, ¿cómo vamos a pagar una pavimentación? y pues ya no nos dijeron nada y ahí quedó la cosa.

Calle se convierte en río

Pero sí se pone muy feo”, detalló, “sobre todo la Cobachi que cuando llueve se convierte en un verdadero río y por ahí ya no se puede pasar, queda todo hundido”.

Indicó que cuando llueve, el agua baja por las avenidas grandes y las calles se convierten en ríos; a otras sólo baja poca agua y sí quedan afectadas, pero otras mucho más .

Es que ahí tienen que poner concreto hidráulico por eso sale muy caro, pero si ponen del normal, la misma agua se la lleva, entonces no trae caso”, consideró.

También en Hermosillo

Ver Más Noticias »

Por si todavía no lo leíste

Sucríbete a nuestro newsletter y recíbelo vía Whatsapp 662 126 2721