Hermosillo

Tragedia no deja sin clases a joven


Foto: (Especial/EXPRESO).

HERMOSILLO, SON.- Desde el pasado jueves 23 de enero, Luis Fernando Payán regresó a Hermosillo, luego de pasar ocho semanas internado en el hospital Shriners donde recibió la atención médica más especializada en el mundo para un niño con quemaduras.

A pesar de ello, aún no podrá volver a la preparatoria y para no perder el semestre tendrá que cursarlo en línea por Internet.

Beatriz López Córdoba informó que su hijo fue recibido en el Aeropuerto InternacionalGeneral Ignacio Pesqueira’, por sus tíos, primos, su padre, hermanas y abuelos.

“Mi hijo llegó muy bien, viene con los trajes y las máscaras que necesita; estaremos aquí dos semanas y tenemos que regresar a Sacramento, California, para que le hagan otra operación de injerto en un párpado y si es necesario, otra en su boca”, explicó López Córdoba.

A la fecha, Luis Fernando ha sido sometido a tres operaciones de injerto de piel; éste quería regresar a Sonora para continuar sus estudios en el Cobach Norte, pero tendrá que esperar hasta el próximo semestre porque aún necesita cuidados especiales para sanar por completo.

El pasado 27 de noviembre, Luis Fernando y Claritza Bencomo regresaban de sus respectivas preparatorias y decidieron reunirse en el Centro para tomar el camión juntos, pero al estar esperando en la parada fueron alcanzados por la explosión de un transformador de energía subterráneo de la Comisión Federal de Electricidad que presentó fallas en medio de una lluvia torrencial.

A pesar de la advertencia y que la División Noroeste de CFE identificó fallas en otros transformadores de energía en el primer cuadro de la ciudad, el 24 de diciembre, en medio de las compras de pánico por la Navidad, volvió a explotar otra de estas instalaciones que ya estaba señalada entre los equipos con problemas.

En un recorrido por el Centro de Hermosillo, EXPRESO corroboró que aún existen varios transformadores, identificados por la CFE con fallas, que no han sido cambiados, algunos en las calles más transitadas de la zona comercial.

Además de la familia de Luis Fernando Payán que está exigiendo a la CFE una indemnización de por vida por las secuelas que presentará el joven; la Unión de Comerciantes del Centro de Hermosillo también demanda 400 mil pesos como reparación del daño para 14 comercios por las pérdidas económicas que dejaron las fallas de los transformadores de energía.

EXP/DS/EV/ENE/2020

También en Hermosillo

Ver Más Noticias »

Por si todavía no lo leíste

Sucríbete a nuestro newsletter y recíbelo vía Whatsapp 662 126 2721