E-Comunidad

Alimenta tu alma para tener salud


Statistic Brain, un instituto de investigación estadística de Estados Unidos, realizó un estudio en enero de 2017 en el que encuestó a miles de personas sobre sus deseos de Año Nuevo.

Con un 21%, la gran mayoría se propuso comer más sano o perder peso.

Estos son muy buenos deseos.

Después de todo, nuestro cuerpo es un regalo del Creador y, como tal, es importante cuidarlo.

Nuestra alma también es un regalo del Creador y, aunque no sea tan observable ni demandante como nuestro cuerpo, es la fuerza vital que lo hace moverse y lo hace digno de ser alimentado.

Generalmente me doy a la tarea de invitar a mis pacientes a ver su estado de salud de una manera más espiritual, ya que la gran mayoría de las personas tiene creencias muy limitantes, acerca de su enfermedad o sobrepeso y suelen ver al alimento físico y a su falta de voluntad para hacer los cambios positivos como principales culpables de su deterioro de salud… cuando les invito a meditar, suelen decir:

“No tengo tiempo.

¿Para qué invertir tiempo y energía en la espiritualidad?”.

Más bien pregunto: ¿cómo podemos estar tan ocupados para la espiritualidad cuando sin el espíritu no tendríamos nada con qué ocuparnos?

Ya sea con meditación, oración o una simple caminata, siempre podemos encontrar al menos un momento en la naturaleza agitada de cada día para atender nuestra luz interior.

A veces no hay nada más poderoso que detenernos para calmar nuestra mente, abrir nuestro corazón y dar gracias por todo aquello con lo que hemos sido bendecidos.

Luego, podemos regresar a nuestras actividades diarias con más energía, rejuvenecidos y listos para llegar a nuestro estado más compasivo, amable y espiritual.

Ésta es una semana maravillosa para comenzar a hacer nuestra alma una prioridad.

Si te parece difícil detenerte a mitad de tu día, intenta despertarte un poco más temprano para dedicar unos momentos a la oración o a la meditación antes de salir de casa.

Aquéllos que ya cuenten con un hábito espiritual fortalecido, intenten mover su propio límite a un nivel más alto.

Mientras más nos alimentemos espiritualmente, más disfrutaremos nuestro viaje aquí en este hermoso planeta.

Cuando alimentamos el alma, el cuerpo brilla intensamente. Gracias a cada persona que le da importancia a su luz, el mundo se vuelve mejor.

Hoy más que nunca nuestro mundo nos necesita, esta semana, alimenta tu alma y conviértete en parte del cambio que deseas ver en este mundo.

¡Hoy es un gran día!

Duro con él, sonríe.

El autor es Licenciado en Nutrición, Teacher & Coach Heal Your life, Máster Coach CDG, Maestro certificado de Naam Yoga Therapies y Terapeuta de Harmonyum Healing, Director de NAAM Hermosillo.
Jacoboceniceros@gmail.com
@jacobocenicerosnutricion
Instagram: naam_ hermosillo

También en E-Comunidad

Ver Más Noticias »

Por si todavía no lo leíste

Sucríbete a nuestro newsletter y recíbelo vía Whatsapp 662 126 2721