Las negociaciones en la Universidad de Sonora se prevén complicadas en 2016, los sindicatos tienen exigencias de hace años sin resolver.