enrique reina13112016ej08SAN LUIS RÍO COLORADO, SON.- Esta semana, el alcalde de San Luis Río Colorado, Enrique Reina Lizárraga, interpondrá ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación una controversia constitucional contra el Congreso del Estado de Sonora.

El objeto es buscar que se autorice la actualización de los valores catastrales, ya que, según el alcalde sanluisino, el Poder Legislativo tomó una decisión contra los intereses de los ciudadanos al impedir que se homologaran dichos valores.

El presidente municipal de la fronteriza ciudad explicó que al impedir el Congreso esta medida contemplada en la ley, los dueños de los bienes inmuebles son los principales afectados porque sus propiedades quedan subvaluadas, además que se afecta los ingresos propios de los municipios.

El 6 de octubre de 2016, la fracción parlamentaria del PRI votó en contra del aumento desmedido en la tabla de valores catastrales mediante la cual se fija el impuesto predial en los municipios, porque en algunos casos había propuesta de un aumento de hasta el 1000%, particularmente en el caso de Moctezuma, según se informó entonces.

Los legisladores informaron que en ese momento consideraron la situación desde el punto de vista social para no permitir que se aumentara de manera desmedida los impuestos, en este caso el predial y el traslado de dominio, que son los impuestos cuya base es la citada tabla de valores.

Sin embargo, el alcalde de San Luis Río Colorado explicó que el incremento del predial no sólo depende del valor catastral, sino también de una tasa variable que puede ser ajustada a la baja, aunque aumente el valor catastral, para que el incremento al predial no sea superior al 10% como lo pretenden los diputados.

Explicó que al no permitir que se actualicen los valores catastrales, son los ciudadanos los principales afectados, porque sus propiedades valen menos legalmente, aunque en realidad valgan más.

Si tienen una propiedad cuyo valor comercial es, por ejemplo, de un millón de pesos, pero su valor catastral es de 250 mil pesos, en caso de venderla deberán pagar el Impuesto Sobre la Renta de 750 mil pesos, que sería la cantidad considerada como utilidad de la venta, explicó.

Otro ejemplo del daño que sufre el propietario es que si pretende usar como garantía esa propiedad que tiene un valor comercial de un millón de pesos para adquirir un préstamo de 500 mil pesos, el banco sólo toma en cuenta el valor catastral de 250 mil pesos y no podría conseguir ni cien mil pesos de crédito, argumentó Reina Lizárraga.

“¿Quiénes son los diputados para que vengan a decirle a la gente lo que valen sus propiedades?”, cuestionó. Ese es un asunto de particulares que se debe determinar a través del mercado, y en donde los legisladores no tienen derecho a meterse, argumentó.

Por eso, el alcalde de SLRC consideró que debe permitirse la actualización de la tabla de valores catastrales, porque además esta es una fuente importante de ingresos propios de los ayuntamientos, lo que resulta todavía más importante si se considera que el presupuesto federal sufrirá un fuerte recorte de más de 240 mil millones de pesos en este 2017.

EXP/GF/EJ/NOV/2016