trump14112016ej04CIUDAD DE MÉXICO.- La política fiscal que pretende aplicar Donald Trump y la salida de baja inflación en Estados Unidos podría generar beneficios económicos que alcanzarían a México, aseguró Citibanamex.

“La política fiscal expansionista de Trump, aunque debilitará la posición fiscal de Estados Unidos en el mediano plazo, puede ser positiva inicialmente para el desarrollo de infraestructura y por los menores impuestos a las empresas y familias, que impactará en el crecimiento”, destacó el grupo financiero en un análisis.

En el texto 'El impacto de Trump para México: ¿algún resquicio de esperanza?' Citibanamex destaca que la llegada del republicano a la presidencia de Estados Unidos puede provocar en la economía mundial un impulso a la demanda agregada y sacar a los grandes bloques económicos fuera de su equilibrio de baja inflación.

“Ahora parece que está pasando justo eso. Eso ayudaría eventualmente a la economía global y, por tanto, a la mexicana. No tratamos de ser apologistas de Trump o de negar la realidad, simplemente ponemos sobre la mesa un elemento para tratar de evaluar lo que sería la Presidencia de Trump ahora que es momento de gran incertidumbre”, advierte la firma.

Según Citibanamex, esta visión más moderada está contenida en su estimado de crecimiento del PIB de 1.8% para 2017 anunciado la semana pasada.

“De lo contrario, una postura más agresiva de Trump, llevaría a un impacto negativo de mayor magnitud a la economía mexicana”, destacó.

Citibanamex añadió que es posible que Trump como presidente sea pragmático y tenga los mejores intereses de EU como su objetivo, lo cual incluye a un México fuerte y estable.

Citibanamex recordó que el discurso de Trump durante su visita a México el 31 de agosto fue moderado en comparación con otras intervenciones en su campaña.

“Claramente, esta perspectiva de política hacia México es muy distinta a la retórica de ‘construir un muro’ e insultar a los mexicanos. Si la visión de Trump en su discurso representa lo que realmente persigue, más allá del calor de la campaña, la principal meta parece ser mejorar el TLCAN, no eliminarlo, y después atender el flujo de migrantes ilegales, drogas y armas”, agregó.

El Universal / RDlMB 14/11/16