iglesa-italiaNORCIA, ITA.- Más de 25 mil damnificados, algunos heridos, pueblos enteros evacuados, pero ningún muerto era el balance del sismo de 6.5 grados Richter que este domingo afectó el centro de Italia y causó daños incalculables al patrimonio histórico.

El temblor, que se registró a las 07:41 horas locales, golpeó una zona ya afectada por los terremotos de 24 de agosto y del 26 de octubre pasados, lo que explica que no haya habido víctimas, pues los edificios considerados más peligrosos ya habían sido desalojados.

Norcia o Nursia, un pueblo en la región de Umbría cuyos orígenes se remontan al siglo III antes de Cristo, ya acumula en su historia otros desastres, como los saqueos de las tribus bárbaras tras la caída del imperio romano y otro devastador terremoto que la puso de rodillas en 1324.

El sismo de este domingo causó los mayores daños al centro histórico, donde se derrumbó la catedral dedicada a su ciudadano más ilustre, el santo Benedicto, fundador de la Orden Benedictina Patrono de Europa Abad y nacido en esa ciudad en torno al año 480 de nuestra era.

sismo-italia

Las monjas del convento lograron escapar con la ayuda de los vecinos y se hincaron a rezar en la plaza frente al templo.

El temblor también dañó severamente la iglesia de Santa Rita, así como los muros que circundan el centro, que fue completamente evacuado y cuyo ingreso quedó estrictamente prohibido a los periodistas.

Recomendaciones

Solamente fueron autorizados a entrar por razones urgentes unos pocos habitantes acompañados por efectivos de los bomberos o de la protección civil y equipados con cascos y chalecos protectores.

Según el responsable nacional de la protección civil, Fabrizio Curcio, Norcia y el vecino pueblo de Castelluccio (al que solamente se podía llegar en helicóptero) fueron los pueblos más devastados por el nuevo sismo y sus más de cinco mil habitantes tuvieron que ser desalojados.

En rueda de prensa en la vecina ciudad de Rieti, Curcio confirmó que el sismo no causó ningún muerto, pero sí unos 25 mil evacuados y unos 20 heridos, entre ellos una mujer de 50 años de edad -reportada en estado grave- que durante el temblo se lanzó de la ventana de su casa.

Portavoces del gobierno central reconocieron que hasta 100 mil personas podrían ser evacuadas, por lo que el riesgo es que Norcia, Castelluccio y decenas de pueblos de la zona queden abandonados.

En total fueron reportados derrumbes en 100 municipios de Umbría y de la vecina región de Marche, entre ellos los de Amatrice y Accumuli, ya semidestruidos por el sismo de 6.0 grados Richter del pasado 24 de agosto que causó 296 muertos.

 nota30102016f05

“Reconstruiremos todo. Queremos que Norcia tenga un futuro y para lograrlo debemos reconstruir casas, iglesias y comercios, pero no solamente en Norcia”, declaró el primer ministro Matteo Renzi.

Según el Instituto Nacional de Geofísica y Vulcanología el temblor tuvo epicentro entre Norcia, Preci y Castel Sant'angelo, a 10 kilómetros de profundidad, y fue seguido de unas 200 réplicas, la mayoría de entre 3.0 y 3.5 grados Richter, con la excepción de una que alcanzó los 4.0 grados en esa escala.

“El terremoto de este domingo se registró en la zona sureste de Norcia y entra en la misma secuencia sísmica que se activó el 24 de agosto”, dijo el sismólogo Alberto Michelini.

Reconoció que “desgraciadamente” no se sabe cuando acabará la secuencia sísmica y que tampoco se podían excluir otros sismos de fuerte intensidad.

El temblor también se sintió en Roma, donde fue evacuado el metro y se registraron cuarteaduras en algunos monumentos, como la basílica de San Pablo Extramuros, la cuarta en importancia de la ciudad.

Asimismo fueron cerrados sitios turísticos y arqueológicos, entre ellos el Coliseo y el Foro Romano, para permitir a los técnicos de la protección civil realizar inspecciones.

NTX/I/MOB/LGS/CLIMA/INTER/EXTREMO/