Nota28102016EJ11DAMASCO, SIRIA.- Rebeldes sirios anunciaron este viernes una gran ofensiva dirigida a romper el cerco que han impuesto las fuerzas leales del gobierno sirio contra las posiciones opositoras en la conflictiva ciudad de Alepo.

El Observatorio Sirio para los Derechos Humanos, con sede en Londres, señaló que los rebeldes habían disparado misiles Grad contra al-Nayrab.

El grupo de seguimiento de la situación en Siria precisó que los rebeldes habían disparado "cientos" de misiles en el oeste de Alepo, matando al menos a 15 civiles.

Un responsable del grupo armado Fastaquim, radicado en Alepo, Zakaria Malahifji, aclaró que varios grupos “rebeldes” participaron en la nueva ofensiva y que el bombardeo de la base aérea era la parte inicial de esto.

De acuerdo con reportes independientes, alrededor de 275 mil personas han sido sitiadas por las fuerzas progubernamentales desde septiembre, mientras Siria y su aliado Rusia han intensificado los ataques aéreos en el este de Alepo.

Horas antes, varios proyectiles impactaron en las inmediaciones del aeródromo militar de Hmeymim, en la provincia costera siria de Latakia, utilizado por la aviación militar rusa en su campaña militar antiterrorista en Siria.

Los ataques de esta nueva embestida provienen hasta ahora de los rebeldes que se encuentran afuera de Alepo, pero en cualquier momento, los grupos armados opositores dentro de la ciudad se unirán a la ofensiva.

La coalición de los principales movimientos yihadistas e islamistas participan en la batalla para recuperar Alepo, indicó una fuente rebelde.

Un reportero en el interior de la ciudad del canal de televisión Mayadeen reportó ataques en toda la ciudad, desde los puntos más alejados de norte al sur más lejano.

El Observatorio señaló también que los rebeldes detonaron dos coches bomba contra las posiciones del gobierno en el sudoeste de la ciudad y atacaron con cientos de cohetes.

Alepo es el punto central de la guerra civil que se ha prolongado más de seis años, mientras el presidente Bashar Al-Assad aseguró que está decidido a retomar la ciudad más grande del país y antigua capital comercial.

El gobierno ha mantenido un cerco en los barrios orientales controlados por los rebeldes desde septiembre.

Este es el segundo intento de los rebeldes de la coalición Frente Islámico para romper el cerco del gobierno en Alepo, en agosto pasado abrieron un corredor hacia el este después que las fuerzas progubernamentales aplicaron por primera vez un bloqueo en julio.

NTX/I/JCM/MRG/