Aumentos a la carta
Es justo en noviembre cuando Alsea hace sus ajustes de precio.

Así que prepárese porque seguramente cuando le pasen la carta notará algunos precios más altos.

El alza en el costo de insumos tan básicos como café, el queso y las carnes en general, todos dolarizados para algunas cadenas de restaurantes, están presionando fuertemente los costos de Alsea, que capitanea a partir de esta semana Renzo Casillo.

Desde que la operadora de restaurantes como Vips, Chilli's, Italianni's, Domino's, Burger King y Starbucks, presentó su más reciente reporte financiero, admitió que haría ajustes hasta de 10 por ciento en algunos platillos altamente dependientes de insumos dolarizados, pero que en general el alza de precios será de un dígito.

Nos dicen que especialmente las marcas como P.F. Chang's y Chilli's son las que más insumos dolarizados ocupan.

Pero también no se vaya a asustar si su café Starbucks le cuesta entre 2 y 4 pesos más que el mes pasado.

Eso sí, donde casi le garantizamos que no habrá ajustes relevantes es en Vips, donde la proveeduría es local en su mayoría.

Quedaron esperando
El jueves pasado el mercado se quedó con ganas de que el Banco de México, que gobierna Agustín Carstens, fuera más "aventado", o al menos tomara un mayor riesgo con el alza en la tasa de interés.

Como sabe, el Banco Central decidió subir la tasa 50 puntos base, cuando el mercado esperaba al menos 75 de un jalón ante ese huracán llamado Trump, algo que dejó con sentimientos encontrados a los inversionistas.

Esa sensación de que algo faltó es lo que ha provocado que el peso se haya comportado indiferente ante el anuncio del Banxico y no haya ganado frente al dólar, que era lo que muchos esperaban.

Algunos analistas comentan que de nada sirve ganar cinco veces más con la tasa mexicana respecto de la estadounidense, si en pesos los inversionistas le pierden a lo grande.

Hacia adelante los especialistas esperan que en diciembre el Banxico le dé otro jalón a la tasa de interés, nuevamente de 50 puntos base, de lo contrario en 2017 seguiremos viendo aumentos pequeños en la tasa que nada satisfacen a los mercados.

A todo volumen
Donde las cosas siguen tensas y el volumen está subiendo, es entre el Instituto Federal de Telecomunicaciones, que encabeza Gabriel Contreras, y la Cámara Nacional de la Industria de Radio y Televisión (CIRT), que lidera Edgar Pereda.

Recuerde que tienen varios flancos abiertos que provoca esa ríspida relación.

Está pendiente la publicación de los lineamientos generales sobre el derecho de las audiencias, que busca meterle controles y obligaciones a los radiodifusores, lo que ha provocado un duro intercambio epistolar entre ambos organismos.

No olvide que la Autoridad Investigadora del IFT, que lleva Ricardo Salgado Perrilliat, en agosto pasado ordenó una investigación de oficio por la posible realización de una o varias concentraciones de radiodifusores en todo el territorio nacional, situación que está por definirse.

Además, el IFT está llevando a cabo la evaluación y dictaminación sobre quiénes si podrán participar en la licitación de 191 frecuencias de FM y 66 de AM, situación que define en enero próximo.

Y el más reciente encontronazo se dio en la reunión de la Semana de Radio y Televisión, en donde los radiodifusores encararon a Contreras por el elevado pago de contraprestaciones para la prórroga de casi 500 concesiones que vencen este año.

Que por cierto el presidente de los reguladores les recordó que no es un tema de ellos, sino de la SHCP, de José Antonio Meade.

Alternativa digital
La Secretaría de Economía, que encabeza Ildefonso Guajardo, trabaja en una política pública que impulse la digitalización del sector manufacturero a lo que se le ha dado por llamar industria 4.0.

China ya tiene su plan con miras al 2025, EU cuenta con una política pública desde 2011, al igual que España y ni qué decir de Alemania, por lo que la dependencia busca alianzas para elaborar el documento y no dejar a México rezagado en este tema.

Para ello, la Subsecretaría de Industria, donde despacha Rogelio Garza Garza, ha sumado a empresas y especialistas para que los asesoren bien en tema, que va desde la minería de datos, el cómputo en la nube, el uso de sensores hasta el internet de las cosas.

Uno de estos asesores es Siemens, que en México capitanea Louise Goeser, pues es de las tres firmas líderes en el tema en el País. El objetivo es digitalizar a todas las industrias que están en la cadena de proveedores de los sectores más avanzados, como el automotriz, aeroespacial, farmacéutico.

José Luis Rojas Toledo
Es el capitán de Farmacias Benavides, y acaban de cumplir 2 años de fusión con Wallgreens Boots Alliance. Esta semana anuncia su plan de expansión en la CDMX y nuevos formatos de tiendas. Con mil 84 unidades en 23 estados, está integrando cosméticos de marca propia en sus anaqueles.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.