En Bahía de Kino y en San Carlos se instalaron módulos de alcoholimetría en carretera y, como siempre, no faltan los que resultan positivos.